Coolsculpting, puesta a punto de lujo para esta Semana Santa

Las prisas no son buenas. Este año con la Semana Santa adelantada, y es que cae a finales de marzo, no hay excusas para empezar nuestra puesta a punto ya. Dentro de mi rutina de belleza diaria no falta la ayuda de tratamientos innovadores y revolucionarios como los que presenta mi admirada Maribel Yébenes en su instituto.

El Instituto de Maribel Yébenes, centro de confianza de muchas celebridades, es un punto de referencia en cuanto a la belleza y medicina estética. Una de las cosas que más me gusta de él es su equipo de profesionales que te hace sentir muy a gusto y sobre todo, porque se preocupa por encontrar ese tratamiento ideal para lo que buscamos. Cuando fui a finales de verano me hablaron de Coolsculpting un tratamiento fabuloso que no dudé en probar ese mismo agosto y que volví a hacerme la semana pasada. Después de la primera sesión salí encantada y esta no fue menos.

Podría decir que esta segunda sesión fue más de perfeccionamiento y es que la técnica de Coolsculping es tan eficaz que en la primera sesión mi contorno se redujo visiblemente. Pero empecemos desde el principio, para las que no conocéis está técnica, el Coolsculpting es la única alternativa a la liposucción aprobada por la FDA y la Comunidad Europea.

Su éxito es fruto de la inclusión de lo último en tecnología en el mundo de la belleza que permite controlar las bajas temperaturas (hasta -11º)  que ayudan a acabar con las células grasa de manera personalizada, siendo el propio cuerpo quien las elimina de manera natural.

Al igual que la última vez las zonas a tratar fueron el abdomen y las cartucheras. Dos zonas que para mí son de las más complicadas para acabar con esa grasa subcutánea tan molesta. En mi primera sesión ya me hicieron una evaluación y diagnóstico personalizado de la piel por lo que ya sabían dónde actuar y si era factible hacerlo en esa zona en función del tipo de grasa.

Yo me lo hice en esta zona, pero la técnica Coolsculpting se puede en flancos, espalda…y es que sus manípulos de 360º permite actuar incluso en siluetas estilizadas o cuerpos de deportistas que acumulan esta grasa y de la que no son capaces de deshacerse. Otro de los distintivos del Instituto de Maribel Yébenes es que ¡es el único centro de belleza de España que posee los 5 manípulos del último modelo de Coolsculpting!

 

Una mañana estupenda en el centro de Maribel Yébenes, del que salí como nueva, feliz y radiante como siempre que las visito y con energías renovadas y por qué no, un extra de motivación, para seguir con mi puesta a punto de cara a la Semana Santa. El Coolscupting es una técnica nada dolorosa y que apenas molesta, que tras 40 minutos de sesión aproximadamente, me permitió seguir con mi agenda del día a la perfección.

Sin duda, un tratamiento que cautivará a las beauty addict y que cumplirá con sus expectativas, tanto por sus resultados como por el uso de tecnología que confirma el nuevo concepto de belleza y cuidado del cuerpo.

Si necesitas más información sobre la técnica de Coolsculpting visita la página del Instituto de Maribel Yébenes y si tienes alguna duda llama sin problema te resolverán todas tus dudas, son todas encantadoras.

 

More from Cayetana Vela

Sensai y el poder de la seda para un rostro iluminado

La seda es una de las máximas expresiones del lujo. Los pañuelos de...
Read More