Recetas de lujo, alimentos y tendencias de gastronomía


Alimentos y Recetas de Lujo

Comer de lujo con los alimentos más caros del mundo. Hay alimentos tan caros que hacen que comértelos sea un verdadero lujo que no muchas veces te podrás permitir, especialmente si forman parte de un plato en un prestigioso restaurante.

Desde alimentos que combaten la caída del pelo, a recetas antioxidantes o drenantes, no hay nada como seguir una dieta equilibrada para sentirnos bien por dentro y mostrarlo por fuera.

Me gusta mucho comer y uno de mis planes favoritos es quedar a comer o a cenar en familia o con amigos para descubrir los restaurantes más chic de la ciudad. Los lunes suelo estar a dieta para contrarrestar los excesos del fin de semana, ya que lo normal cuando comes fuera es pasarte un poco con las cantidades.

Somos lo que comemos, la alimentación lo es todo en nuestras vidas. Una buena alimentación no solo consigue que te mantengas en forma, sino que va mucho más allá: te asegura una buena salud y una mayor calidad de vida. Las células del organismo se nutren de los alimentos ingeridos, de tal forma que una persona que come normalmente chucherías, comida rápida (hamburguesas o pizzas) o comida prefabricada, sus células se crearán a partir de este tipo de nutrientes, y por tanto, las funciones que realizará esta célula no serán igual de efectivas que las de una persona cuya alimentación es rica en verduras, frutas, frutos secos y proteínas.

Cada día se descubren nuevos alimentos que acumulan gran cantidad de propiedades beneficiosas, son los llamados superalimentos, proceden de distintas partes del mundo y hay muchísima variedad. Algunos de mis preferidos son las  bayas acai Berry, un fruto de color púrpura que tiene potentes propiedades antioxidantes ayudando a limpiar nuestro organismo y regulando el nivel del colesterol y azúcar en sangre, y las semillas de chía, ricas en aceites omega 3, calcio, fósforo y manganeso. Estas últimas me encanta tomarlas en el desayuno en un vaso de agua o mezcladas con yogur a media tarde, ya que crean sensación de saciedad y ayudan a perder peso.

Hay alimentos cuyo precio es realmente prohibitivo para gran parte de la población, y únicamente personas con mucho dinero pueden darse el placer de degustarlos en algún momento de sus vidas. Si, además, forman parte de un plato en algún restaurante de prestigio, entonces ya es cuando comer se convierte en un lujo.

Sandía Densuke Black: es una sandía que pesa casi 8 kilos y se cultiva únicamente en la isla de Hokkaido, en Japón, donde se producen unas 10.000 anualmente. En el año 2009 se vendió en Japón un ejemplar por algo más de 5.000 euros.

Azafrán: cuesta unos 2.000 euros el medio kilo, ya que se necesitan unos 75.000 filamentos para poder llegar a ese peso. Es una especia que se cosecha a mano y es un verdadero lujo que por suerte tenemos en la paella, aunque en poca cantidad y no siempre el auténtico.

Melón Yubari King: se cultiva en Japón y el precio de una pieza ronda los 100 euros, aunque en el caso de las más selectas pueden costarte 25.000 euros el par.

Carne de Wagyu: es una raza bovina que tiene su origen en Japón, concretamente en Köbe. Tiene un sabor y una textura realmente únicos, tanto que por un trozo se pagan unos 500 euros.

Caviar Almas: su “apellido”, Almas, significa diamante en ruso. Es un manjar que proviene de un esturión beluga, que es muy difícil de encontrar y que está únicamente en el Mar Caspio. Viene envasado en una lata de oro de 24 quilates y cuesta más de 20.000 euros.

Trufas: uno de los manjares más famosos de todo el mundo. Las blancas europeas se venden a unos 3.000 euros el medio kilo. Se cultivan bajo tierra salvaje, en la base de un árbol de roble. Algunos agricultores utilizan perros de caza para poder detectarlas.