Grandes joyas, grandes historias

Diamonds are girl’s best friend una de las frases famosa donde las haya. Su origen nace de una canción introducida por Carol Channing, para la producción de Broadway “Gentlemen prefer blondes”, de la novela de Anita Loos.
Los creadores de esta letra fueron Jule Styne y Leo Robin y ¿quién mejor para dar vida a esta canción que Marilyn Monroe? Y así fue; junto con Jane Russel ambas ofrecieron  una divertida interpretación para esta comedia.
Tanto si esta frase es realidad o ficción hay un hecho que no podemos pasar por alto y es que estas gemas han dado forma a varias de las mejores creaciones en joyería. Pequeñas o grandes piezas de artesanía, realizadas con destreza, cuidado y excelencia en los detalles.
Por ello no es de extrañar  que también formen parte de la vida, de grandes personajes y de grandes producciones cinematográficas. Este es el caso de Diana Kruger quien el pasado 9 de octubre asistió a la presentación de las nuevas piezas de la colección 1932 de Chanel Joaillerie, por el 80 aniversario Bijoux de Diamants que fue creado por la propia Gabrielle Chanel, en esa misma fecha. La actriz llevaba los pendientes Ciel Etoilé y el brazalete Franges Swing.
La casa Cartier también ha contado con representantes de la firma, mujeres fieles a un estilo y una historia. Por eso Charlotte Casiraghi asistió con una collar de platino y diamantes a la exposición El arte de Cartier, en Madrid, abierta hasta el 17 de febrero de 2013.
Cate Blanchett por su parte apareció el 15 de Octubre en Los Ángeles con pendientes en oro y diamantes de Van Cleef &  Arpels. Y así multitud de ejemplos de celebridades que para ocasiones especiales, eventos o simplemente por gusto escogen  una  pieza concreta que las acompaña.
Pues en cine las joyas también forman parte del atrezo, como objetos  fundamentales para el desarrollo de una historia. Estos acompañan y caracterizan al personaje representado que las lleva. Ejemplo de ello sería   uno de los desayunos más famosos  del cine, interpretado por Audrey Hepburn  en “Breakfast at Tiffany’s” en 1961.
Así poco a poco estas pequeñas piezas van ganándose un hueco en la gran pantalla formando parte de la escena.
Cathy Waterman contribuyó a la imagen de la malvada madrasta interpretada por Charlize Theron en “Blancanieves y la Leyenda del Cazador”, con sus joyas.
Por útimo para interpretar a la protagonista de la obra de Leon Tolstoi “Anna Kerenina”, Keira Knightley se metió en la piel del personaje gracias a un vestuario muy elaborado y las joyas de Chanel Joaillerie.
Piezas únicas,  que acompañan a grandes historias.

 

Isabel de Arvizu Letinier

Publicidad & RRPP
 
(+34) 620 341 439

Tags from the story
, , , , ,
More from Cayetana Vela

I MEMORIAL PEDRO SÁNCHEZ MERLO DE FÚTBOL BENJAMÍN

  La gente de Iscar (Valladolid) quiere hacer un homenaje a mi...
Read More